viernes, 3 de febrero de 2017

Adiós a la tristeza


Detesto la amargura impenitente
afincada en angustias nocherniegas.
Detesto ver los párpados abiertos,
vacíos de violetas y rosales,
con las pupilas huérfanas de lirios.

Quiero cruzar los puentes del insomnio 
para embeber la bilis que desbordan
las fauces cavernosas del rencor.
Quiero decir adiós. Cambiar por risas
de azafrán el cobalto de los rictus.
Uncir mi carro astral junto a la aldaba
de los vientos que eluden la tristeza.
Quiero sorber el nácar y la miel 
de un horizonte ahíto de jazmines.


Felipe Tajafuerte. (2016)

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...